Vivencias y pensamientos sobre la ruralidad y la vida en el campo desde Purujosa pueblo casi deshabitado a la sombra del Moncayo.

viernes, 24 de febrero de 2017

Senderos de Teja en los medios y en la red.

"La despoblación es un gravísimo problema que afecta de lleno a Aragón. Lo novedoso son las voces que desde distintos ámbitos han empezado a hacerse oír para que el proceso no sea irreversible. Términos como "la Laponia del Sur" o "Serranía Celtibérica" empiezan a ser habituales y organizaciones empresariales y académicas lideran iniciativas para que las instituciones discriminen positivamente estos territorios"

Así empezaba el reportaje No queremos desaparecer del programa de Aragón TV Unidad Móvil que se emitió recientemente y en donde se mostraron diversas problemáticas del mundo rural como las comunicaciones y también diferentes alternativas de vida como la ganadería extensiva, servicios a domicilio y el turismo, citando el ejemplo de Senderos de Teja y su apuesta por la escalada en la Cara Oculta del Moncayo. Recomiendo el visionado de todo el programa aunque la parte concreta referente al moncayo aparece a partir del minuto 25.


Pero este proyecto sigue siendo noticia y si hace poco recogíamos la noticia aparecida en el díario EL MUNDO, ahora ha llegado el turno de la prensa regional: Un proyecto para poner freno a la despoblación. Así titulaba Heraldo de Aragón un reportaje  donde se recogía el testimonio de nuestro amigo Diego Quesada: “Con la escalada, conseguimos que en 4 años el número de visitas aumentase de manera importante hasta convertirse en un punto de referencia de escalada deportiva a nivel nacional, -cuenta Quesada-. Otra cosa que queremos poner en práctica es el teletrabajo rural, que consiste en desplazar a empleados de una empresa durante periodos de tiempo en torno a 5 o 7 días para que trabajan desde una de nuestras instalaciones y realicen una inmersión en el mundo rural. A su vez, las empresas también pueden colaborar con su responsabilidad social empresarial para luchar contra la despoblación en proyectos desarrollados desde los pueblos”.

Pero más allá de lo que dicen los medios sobre la iniciativa, quiero concluir con lo que cuentan los propios protagonistas. Por ello, me despido con unas palabras de Rosa que comparto y hago mías, extraídas de un artículo de su blog titulado Escalada y negocios en el ámbito rural: "La necesidad de salir, de conocer otras realidades de zonas rurales para aprender, tanto de las buenas como de las malas prácticas, para darnos cuenta cómo mejroar en nuestro día a día dentro de nuestro pueblo, valle y Comarca, y la necesidad de mirar más allá del propio pueblo, de movilizar zonas, valles, territorio, porque lo que genera en unos siempre repercute en los otros, a esto y volviendo a casa, me refiero a la importancia de dinamizar la Comarca de Aranda de forma global, no solo un pueblo, sino generar movmiento en el Valle del Isuela, apues lo que beneficia en Purujosa repercute en Calcena, Trasobares... Y esto es algo que las instituciones deben tener en cuenta, el mirar en global, en comarcal y no en local".

PD: La autoría de las fotografías pertenece a Senderos de Teja.

lunes, 13 de febrero de 2017

Temporal de febrero: Nieve, lluvia, niebla y crecida.

Por fin los manantiales han movido. Al fin el río llega hasta Calcena. Un temporal de SE fruto de una profunda borrasca en el golfo de Cádiz que han dejado 48 horas de precipitación a lo largo del pasado fin de semana de 10-12 de febrero de 2017.

Al comienzo la cota estaba alta por lo que decidimos subir a Beratón a ver la nieve. Pero la nevada arreció y a la bajada del puerto nuestras rodiladas del ascenso ya se estaban tapando. El incremento de la intensidad de la precipitación desplomó la cota y al mediodía en Purujosa trapeaba unos inmensos copos blancos que llegaron a cuajar en los tejados a pesar de la temperatura positiva y de tratarse de nieve muy húmeda.
Y si hacia El Cabezo el aspecto era bonito, no lo era menos la vista del profundo barranco de la Virgen desde la parte alta de Purujosa

Por la tarde la cota volvió a subir pero la precipitación no cesó. Horas de lluvia que se prolongaron al domingo, día en el que se sumó a la "fiesta" el fuerte viento que terminaría dando paso a un meteoro muy infrecuente en el alto valle del Isuela: La niebla.

La montaña exhalaba humedad. Las rocas lloraban y los manantiales brotaban. El río bajaba chocolatada. En la Fuente de Purujosa, también llamada fuente de la Carrasca, nacimiento del río Isuela, el agua iba remontando los escalones del encofrado que en tiempos servía para desviar el cauce hacia los molinos de Purujosa. El caudal era tal que desbordaba por el aliviadero de la izquierda. El curso superior del río, denominado barranco de Beratón, habitualmente seco, bajaba chocolatada.

Aguas abajo el panorama era similar: Tanto Valcongosto como Peña el Águila habían movido. Y consecuentemente, el río Isuela dejaba atrás su sequía. Tras muchos meses, la rambla pedregosa donde el río se infiltra para volver a nacer en la fuente de Calcena, volvía a ver el agua por su superficie. Y así, el agua volvió a unir a través de un curso continuo los tres pueblos del Alto Isuela: Calcena, Purujosa y Beratón.

viernes, 10 de febrero de 2017

Actividades fin de semana en Ágreda.

El Moncayo no entiende de fronteras. Sorianos o aragoneses, todos son moncainos. Por eso, si este fin de semana estáis en cualquier pueblo moncaino, sabed que tenéis una interesante agenda cultura y natural en Ágreda, la ciudad de las tres culturas. Desde senderismo por el robledal de la Cueva de Ágreda hasta teatro para guarecernos del temporal que nos anuncian.
Aquí tenéis el cartel:

La muerte del Dr. Pedro Monserrat, metáfora de la España vacía donde aún queda esperanza.

Esta semana conocimos la triste noticia del fallecimiento del biólogo Pedro Monserrat. Se iban así casi 100 años de sabiduría. Un maestro en el amor por la naturaleza y el mundo rural. El que fuera creador del Instituto Pirenaico de Ecología era también uno de los mayores expertos en flora moncaina. 
Ascensión a la Peña Oroel de Jaca con 94 años
Para honrar su memoria compartimos sus doctas palabras: "Vamos hacia una sociedad de individualidades insolidarias, incultas pero muy instruidas y preparadas de una manera casi imparable para que consuman lo que nos sirvan unas empresas que ya dominan el mercado. La crisis actual puede lograr que despertemos a tiempo y nos unamos al mundo rural (...) Conviene tener un paisaje vivo y bello, mantenido por unas comunidades humanas arraigadas solidariamente al solar de sus antepasados (...) Si logramos esa cultura conseguiremos el agente que todo lo renueva, si antes no ha llegado el cemento que 'fosiliza' nuestro mundo rural". Reflexiones de globalidad enfocadas desde lo local, poniendo de ejemplo su querido Moncayo: "En el Parque Natural del Moncayo aún quedan rebaños tradicionales muy activos y aptos para ser conservados, porque nos dan alimento y además lo hacen sin destruir paisajes; más bien con ellos aumenta la diversidad."

Casí resulta premonitorio que su fallecimiento coincida con la edición del Libro de Paco Cerdá "Los últimos, voces de la Laponia Española" (Ed. Pepitas de calabaza), cuaderno de viaje por la serrania celtibérica, uno de los territorios más despoblados de Europa, uno de los más envejecidos del mundo. Un recorrido invernal, cuando los pueblos se quedan vacíos, buscando a los Robinsones Crusoe del sistema Ibérico. Los últimos de la Filipina interior. Aquellos aldeanos a los que cantara Antonio Machado y que modelaron un paisaje que hoy se pierde en el olvido. Un ensayo que camina en la senda del éxito de ventas de Sergio del Molino, La España vacía (Ed. Turner) y que desprende melancolía y tristeza por un tiempo que se fue. 

Sin embargo, queda espacio para la esperanza. Como apuntaba el maestro Montserrat, todo depende de la cultura, del cambio de mentalidad de la sociedad. Y precisamente, quiero terminar con un titular que también apareció esta semana en prensa: "Es un buen momento para ir a vivir al pueblo". Y que mejor manera de decirlo que con la alegría de la música de Bandada Marina, una banda folk-rural, heredera del grupo "El Bosque" de los 90. Artistas de la serranía celtibérica que demuestran que mientras hay vida, hay esperanza.

miércoles, 8 de febrero de 2017

Muere "Tonda", una de las últimas águilas perdiceras de Aragón

El periódico nos ha tráido una triste noticia: Tonda, el águila perdicera que reinaba en Aragón y fue a morir a Soria. La Tonda es un pico alomado que se prolonga desde el Moncayo constituyendo el extremo meridional de su serranía. Cual faro montañés, vigila las llanadas cerearistas que lo separan de la Sierra de La Nava Alta, última prolongación serrana antes de hundirse en la depresión del Ebro. Sus faldas, entre Calcena y Talamantes, acogen el límite sur del Parque Natural.

No podía imaginar un nombre más bonito para la reina de los cielos de estas sierras. Una de las últimas águilas perdiceras que surcaba el sistema ibérico zaragozano y que fue a morir al norte, a la vecina Soria, porque la Naturaleza no entiende de falsas fronteras administrativas. Todas estas cumbres, barrancos y llanadas constituyen la Serranía Celtibérica.

Además, el ave era especial porque formaba parte de un programa de seguimiento vía GPS que ha permitido a los Agentes de Protección de la Naturaleza seguir sus desplazamientos durante los últimos años.  Pero a pesar de sus largos viajes, esta rapaz defendía su territorio moncaino. Todavía pienso si sería la misma águila perdicera que me sorprendió alzando el vuelo desde una encina en la carretera de Purujosa. Puede ser.
Lo que es seguro que se trata una especie en peligro de extinción. La más amenazada de nuestras rapaces. Un rara avís cuyas poblaciones van en declive. Quedan menos de 30 parejas en Aragon. Si en mi infancia soñaba con ver el vuelo del escaso Quebrantahuesos y la majestuosa Águila Real, hoy sueño con volver a ver a esta guerrera de los vientos. Cuando subo al Pirineo ya no es raro ver planear al mítico quebrantahuesos. Tampoco es infrecuente ver la gran silueta del águila real como aquella vez que sobrevolaba amenazante el rebaño de Benito que sesteaba en la fuente de El Col. Pero cada vez es más difícil ver a esta agresiva águila que está sucumbiendo a los tendidos eléctricos, disparos, cambios de hábitat y demás presión antrópica. Por eso, debemos sentirnos afortunados de poder ver sobre los cielos moncainos a la reina de las águilas. No es la más grande pero si es la más valiente. Y pese a su bravura, se están muriendo. Valoremos y apreciemos a esta joya natural, tan bella como escasa.

viernes, 3 de febrero de 2017

Senderos de Teja: La escalada, motor socioeconómico de la cara oculta del Moncayo

Hoy presentamos un proyecto ilusionante que nos emociona. Una iniciativa que lleva mucho tiempo fraguándose en veladas junto al hogar. Una idea que esconde un arduo trabajo en la sombra. Pero el tiempo va dando sus frutos.

Nos referimos a Senderos de Teja. Tras cuatro años de gestión  del albergue de Calcena, Diego, Rosa e Israel decidieron dar un paso más allá. Desde su llegada han revitalizado la zona de escalada de las Peñas del Cabo y consecuentemente, el incremento de turistas en la Cara Oculta del Moncayo ha sido evidente. Han demostrado que la escalada deportiva es un motor de desarrollo rural que permite fijar población activa. Y eso sin olvidar la sostenibilidad, una de sus premisas iniciales. Aprendiendo de las experiencias de otras latitudes para evitar los problemas de masificación y de interacción con las especies naturales del Parque Natural. Entendiendo que las paredes no solo pertenecen a los escaladores sino también a las rapaces con las que hay que ser respetuoso. Convivencia y respeto que puede derivar en otras formas de turismo. En nuestras conversaciones siempre resaltan el increíble potencial ornitológico de la zona, todavía pendiente de aprovechar.


La primavera pasada decidieron dar un salto en sus sueños. Fundaron senderos de Teja, una empresa con fin social que se basa en tres pilares: Asentar población en el medio rural, promoción turística como recurso económico de estos pueblos casi despoblados y el bienestar social que supone el rejuvenecimiento de estas localidades. Bajo estas tres premisas decidieron ampliar su negocio asumiendo la gestión del camping de Trasobares, una instalación que llevaba años infrautilizada. Ampliaron la plantilla de trabajadores fijando nuevos pobladores en el valle del río Isuela y empezaron a mejorar la oferta turística de la localidad en la faceta que ellos mejor conocen: Apertura de nuevas vías y reequipamiento de las existentes para dotar de atractivo a la zona. Desde aquí les deseamos toda la suerte del mundo, porque su fortuna sería la del todo el valle.

De momento, es indiscutible la gran repercusión mediática que está teniendo su proyecto empresarial. Si en diciembre aparecieron en un gran reportaje en la revista “escalar”, la revista más importante del mercado español dedicada a este deporte, hace unos días han aparecido en el diario de tirada nacional “El Mundo”. Un precioso reportaje titulado “Montañas que hacen latir pueblos” donde se resumen los logros sociales alcanzados en estos años de duro trabajo. Entre otros, el incremento de la población residente en Calcena en un 40% y la reducción de la media de edad que frena esa terrible lacra que es el envejecimiento de nuestros pueblos. Unos resultados que les han llevado a ser el proyecto más votado en el V Congreso de Responsabilidad Social Empresarial.

Desde aquí os invitamos a leer su blog y deteneros particularmente en la entrada titulada “España fracturada” (para la que han elegido una preciosa foto de la Muela de Añón)  donde ellos mismos nos dicen "los que vivimos aquí lo hacemos por deseo, porque así lo hemos decidido, teníamos otras opciones de vida en la ciudad, pero nos gusta el pueblo, la Naturaleza, la cultura de sus gentes y parece que desde fuera se nos tache de locos, y quizás ahí hay algo de razón, unos locos muy cuerdos que han sabido buscar la felicidad en un territorio donde el silencio gana al ruido, donde hay más buitres leonados que coches, donde no hay tienda pero sí vendedores ambulantes, donde cuando ves una casa con luz o ropa tendida en el balcón sacas una sonrisa, porque hay gente, vecinos... es cierto que es una realidad diferente a la del 80% de la población en España, pero a la vez es una oportunidad y opción de vida".

jueves, 26 de enero de 2017

Nuevo cartel de interpretación del paisaje: Muelas de Purujosa

Gracias a una subvención de la DPZ ha sido posible instalar un nuevo punto de información turística en la localidad de Purujosa, a las puertas del Parque Natural del Moncayo. Se trata de un panel de interpretación del paísaje bajo el título de "Las Muelas de Purujosa, el Moncayo más abrupto". Localizado en la calle Colladillo, en la salida del GR-90, invita al caminante a adentrarse en los barrancos que contempla a sus píes.

Elaborado por la empresa Tintaura de la mano de un amante de la zona como es Santiago Cabello, en él destacan dos fotografías panorámicas donde aparecen señalizados los distintos topónimos del sector meridional del Moncayo que se divisan desde este privilegiado mirador que constituye el caserío de Purujosa. 

Tampoco podemos obviar la cuidada selección de textos de la que presentamos un breve extracto:
"Con un clima mediterráneo y un paisaje de muelas calcáreas, cuevas, peñas y barrancos; Desde Purujosa se contemplan muchos de los vértices y muelas que podremos identificar en la primera de las panorámicas (…) pero si ascendemos un poco más, al alto del Cabezo, que se encuentra en frente de la población (…) las vistas se engrandecen y permiten ubicar nuestro pueblo en medio de este mar de abruptos picos, acantilados y barrancos."

También se explica el origen geológico jurásico de estas rocas, se mencionan muchos de los barrancos que surcan el término, destacando Valcongosto con la Fuente del Col que lo nutre de agua todo el año, las cuevas aprovechadas como aprisco para ganado, deteniéndose en la Cueva de los Rincones con su yacimiento paleontológico y otros muchos detalles que están esperando ser descubiertos pero los senderistas más aventureros.